5 Atributos de Dios: Ver a Dios Correctamente

Tiempo de lectura: 10 min

¡Bienvenidos! Y gracias por unirse a nosotros para esta,  publicación en la serie de blogs de este año que lanzamos en enero y que hemos llamado “Juntos en una Aventura”. En esta publicación reflexionamos sobre cinco atributos de Dios. ¡Podemos conocerlo!


Dios cumple sus promesas porque su carácter nunca cambia. Su fidelidad, como la Biblia nos lo recuerda, es inconmensurable. (En inglés) Click To Tweet

¿Por qué es importante que veamos a Dios como realmente es?

AW Tozer, en su libro clásico, “The Knowledge of the Holy” , lo expresa de esta manera: “Lo que nos viene a la mente cuando pensamos en Dios es lo más importante para nosotros”.

¿Qué quiere decir Tozer con esto? Quiere decir que si queremos experimentar verdaderamente el poder del cristianismo que cambia la vida; debemos tener la opinión correcta de que Dios es todopoderoso, soberano, santo, justo y misericordioso. Tozer agrega: “La historia espiritual del hombre demostrará positivamente que ninguna religión ha sido nunca más grande que su idea de Dios. La adoración es pura o básica cuando el adorador entretiene pensamientos altos o bajos de Dios”.



Dios ha compartido numerosos atributos acerca de Él mismo, para que podamos verlo correctamente dentro de la capacidad limitada de nuestro cerebro humano. (En inglés) Click To Tweet

¿Podemos realmente conocer a Dios?

¿Cómo sabemos cómo es Dios? La Biblia está llena de detalles sobre lo que es importante para Dios. A grandes rasgos, nos dice lo que El ama (¡nosotros!), Y lo que El odia (pecado). Es muy claro en Sus pautas sobre cómo debemos amar y perdonar a los demás, y Su postura en cuanto a robar, codiciar y matar. Nos dice cómo luchar contra nuestro orgullo. Incluso nos deja sin dudas en cuanto a Sus puntos de vista sobre algunos de nuestros problemas sociales más importantes, como la pornografía, el aborto y de personas sin hogar. 

Pregunta rápida: ¿Tienes pensamientos “altos/elevados” o “bajos/triviales” sobre Dios? ¿Lo conoces a El como tu Creador, o más como un genio cósmico? ¿Tienes una relación diaria con Dios o lo buscas solo cuando tiene un problema?

Veamos cinco atributos de la naturaleza de Dios. Cada uno de ellos nos apunta para ver a Dios correctamente: tan bueno, amable y confiable. El es quien Es, no en quien tratamos de convertirlo. Dios nos ama intensamente, pero su justicia es tan concreta como su amor.


Dios es todopoderoso

“¡Oh Señor Soberano! Hiciste los cielos y la tierra con tu brazo fuerte. ¡Nada es demasiado difícil para ti! ”(Jeremías 32:17)

Dios disfruta de poder ilimitado; absolutamente nada es demasiado difícil para El. ¡Dios puede simplemente puede traer algo a la existencia con solo nombrarlo! Todo lo que Dios quiere que suceda, sucederá; nada puede frustrar o impedir sus planes. Dios incluso tiene poder sobre la vida y la muerte. Nadie puede desafiarlo a El o sus planes. Porque Dios es bueno, su poder refleja su buen carácter. Podemos confiar en que Dios no solamente tiene este mundo loco en la palma de su mano, sino que también nuestros propios sufrimientos y temores, como también nuestras necesidades. Servimos a un GRAN Dios.

Notas de Tozer: “Dios sabe instantáneamente y sin esfuerzo todo lo que importa y todas las circunstancias, toda mentalidad y cada mente, todo espíritu y todos los espíritus, todos los humanos y cada ser humano, los seres creados en la imagen de El y todas las creaturas, cada pluralidad y todas las pluralidades, las leyes y cada ley, todas las relaciones, todas las causas, todos los pensamientos, todos los misterios, todos los enigmas, todos los sentimientos, todos los deseos, todos los secretos no pronunciados, todos los tronos y dominios, todas las personalidades, todas las cosas visibles e invisibles en el cielo y en la tierra, el movimiento, el espacio, el tiempo, la vida, la muerte, el bien, el mal, el cielo y el infierno. 

Dios es todopoderoso porque El es soberano.


Dios es soberano

“Todas las personas de la tierra no son nada comparadas con El. El tiene el poder de hacer lo que le plazca entre los ángeles del cielo y con los que viven en la tierra. Nadie puede detenerlo o desafiarlo, diciendo: ‘¿Qué quieres decir con hacer estas cosas? “ (Daniel 4:35

Dios es autosuficiente y auto-sostenible. El no tiene necesidad de nada, incluidos nosotros. Sin embargo, a El le parece algo bueno trabajar a través de nosotros para lograr su plan maestro. Entonces, ¿por qué a menudo somos culpables de tratar de definir a Dios, de meterlo dentro de una caja que etiquetamos y pensamos que controlamos? ¡Como si fuese posible! No nos engañemos. Dios tiene dominio sobre todos, incluyendo nuestra vida y muerte. ¡El poder de Dios disminuye cualquier clase de poder que creemos que tenemos!

“Dejado en nuestra manos, tendemos inmediatamente a reducir a Dios a términos manejables”, señala Tozer. “Queremos llevarlo a El donde podamos usarlo, o al menos saber dónde está cuando lo necesitamos. Queremos un Dios que podamos controlar en cierta medida ”.

Dios es soberano porque es completamente santo y justo.


Dios es santo y justo

“… yo soy Dios, y no hay otro; Yo soy Dios, y no hay nadie como yo. Hago saber el fin desde el principio, desde la antigüedad, lo que está por venir. Yo digo: Mi propósito se mantendrá, y haré todo lo que me plazca. ” (Isaías 46:9-10

Dios es perfecto. Así, su santa presencia exige que El rechace nuestro pecado. Pero debido a que nos ama tan intensamente, se sacrificó en la cruz para que podamos mantener una relación correcta con él. Piensa en eso: solo la santidad de Dios podría cubrir la inmundicia de nuestro pecado. Pero así como él lucha por nosotros, Dios nos dará la espalda si nos negamos a renunciar a nuestro pecado. Debido a que Dios respeta nuestro libre albedrío, nos deja la elección totalmente a nosotros. ¡Esto es una gran cortesia de Dios! 

“La justicia no es algo que Dios tiene”, señala Tozer. “La justicia es algo que Dios es”. 

Porque Dios es santo, Él es amor puro.


Dios es amoroso

“Y estoy convencido de que nada puede separarnos de su amor, la muerte no puede y la vida no puede”. Los ángeles no pueden, y los demonios no pueden. Nuestros temores por hoy, nuestras preocupaciones por el mañana e incluso los poderes del infierno no pueden alejar el amor de Dios. Si estamos muy por encima del cielo o en el océano más profundo, nada en toda la creación alguna vez nos podrá separar del amor de Dios que se revela en Cristo Jesús Señor (Romanos 8:35, 37-39)

la bondad de Dios se deriva de su naturaleza amorosa. ¡Ni siquiera nuestro pecado más grave minimiza el amor de Dios por nosotros! Como Joyce Meyer, (youtube video en inglés) autora y conferencista cristiana, dice frecuentemente, Dios separa a nuestro “quién” de nuestro “hacer”. Es posible que tengamos malos momentos, pero eso no nos convierte en personas malas a los ojos de Dios. ¡¿No es increíble ?! El nos perdona instantáneamente cuando se lo pedimos, y no recuerda más nuestro pecado. ¡Incluso oye nuestro más suave susurro de remordimiento!

“Nunca necesitamos gritar a través de los espacios a un Dios ausente”, señala Tozer. “El está más cerca que nuestra propia alma, más cerca que nuestros pensamientos más secretos”.

Debido a que Dios es completamente amoroso, El extiende misericordia sin medida.


Dios es misericordioso

“El SEÑOR  es clemente y misericordioso; Lento a la ira y grande en bondad amorosa” (Salmo 145: 8

Dios es omnisciente; El conoce el pasado, el presente y el futuro. El conoce cada pensamiento, palabra y acción que tomaremos hoy, mañana, incluso el próximo año. Sin embargo, El ha prometido “nunca renunciar a mostrar misericordia a sus hijos”. Por lo tanto, nos administra su justicia de manera razonable. Dios escucha nuestras súplicas de misericordia y lava nuestras transgresiones.

“Como el juicio es la justicia de Dios que confronta la desigualdad moral”, agrega Tozer, “así que la misericordia es la bondad de Dios al enfrentar el sufrimiento y la culpa humana. Si no hubiera culpa en el mundo, ni dolor ni lágrimas, Dios aún sería infinitamente misericordioso; pero su misericordia bien podría permanecer escondida en su corazón, desconocida para el universo creado. Ninguna voz sería levantada para celebrar la misericordia de la cual ninguno sintió la necesidad. Es la miseria y el pecado humanos los que invocan la misericordia divina ”.

Dios promete nunca renunciar a mostrarnos su misericordia. Es dada instantáneamente, cuando confesamos nuestros pecados. Como sociedad, sin embargo, hemos decidido que no necesitamos misericordia. Porque, hemos decidido, que un Dios amoroso y misericordioso no nos castigará eventualmente echándonos de Su presencia. Tozer lo expresa así: “La vaga y tenue esperanza de que Dios es demasiado amable para castigar a los impíos, se ha convertido en un opio mortal para las conciencias de millones”.


Dios es quien es Dios, no quien decimos que es

la verdad, por supuesto, es todo lo contrario. Dios es quien El es, no en lo que  tratamos de moldearlo para que sea. El hace las reglas, nosotros no. Eso suena duro, hasta que finalmente comenzamos a entender su carácter absolutamente santo y justo.

 Entonces, tenemos que elegir: aceptarlo y seguirlo como El es, para permanecer eternamente en Su preciosa presencia. O rehusar amar y seguir a Dios, y perderse de todo. Personalmente, no puedo esperar a ser abrumado por la majestad y la gloria de Dios. 

 Esta cita de Tozer es absolutamente fabulosa:

 “Oh Dios, he probado Tu bondad, y al mismo tiempo me ha satisfecho y dado sed de más. Estoy dolorosamente consciente de mi necesidad de gracia adicional. Me avergüenzo de mi falta de deseo. Oh Dios, el Dios Trino, quiero desearte; Anhelo ser llenado de anhelo; Tengo sed de ser aún más sediento. Muéstrame Tu gloria, te lo ruego, para que pueda conocerte de verdad. Comienza con misericordia una nueva obra de amor dentro de mí. Di a mi alma: “Levántate mi amor, mi justa, y vente”. Y luego dame la gracia de levantarme y seguirte desde esta brumosa tierra baja por la que he vagado tanto tiempo “.


Estudia los atributos anteriores, hasta que comiences a obtener una visión sólida y veraz de quién es Dios. ¡El tiende a ser irresistible una vez que abres tu corazón y tu mente a todo lo que El es!


En nuestro próximo blog, vamos a rendirle un homenaje a las maravillosas madres en todo el mundo, ¡mirando cómo ellas reflejan el amor de Dios! 

Ponerse al día: El post introductorio a esta serie.

Propaga el amor de Dios